mayo 20, 2010

"Salud" en el Once

Estoy viendo el once, "Las mañanas del Once", creo que así se llama. Es como el programa "Hoy" de Televisa, nomás que un poquito menos pendejo. El Canal Once cada vez es menos canal-cultural-universitario y cada vez más canal-clasemediero-pretencioso. Ha cambiado extremadamente rápido: hace apenas unos dos meses, todos los miércoles a las once y media podíamos ver documentales excelentes; ahora vemos una serie canadiense (creo) de una morra treintona, soltera y perdedora que conoce a un terapeuta (que toma citas del Facebook de Platón, Spinoza, Freud y Einsten y las dice cada dos minutos) que le ofrece cambiarle la vida. De pronto la morra vuelve a vivir sus momentos estresantes del pasado, y como que tiene la misión de cambiarlos.

[Sé que en estos momentos cualquiera que esté leyendo esto sabrá que soy una nena, que me paso las mañanas viendo programas hechos para señoras (parece que ahora las noches también, valgo verga) y que, además, lo disfruto. Pero no me importa, porque a lo que voy es algo bastante curioso y gracioso, y me parecía precio justo a pagar por escribir sobre ello (además, las personas que me conocen ya saben que soy una nena, las demás personas no importan (bueno, si es que hay alguien que lea esto y que no me conozca (aunque lo que sí estaría muy chido sería conocer a alguien acá bien vergas que leyera esto, que no me conociera y que me quisiera conocer. Pero esto ya no pasará, pues si esa persona leyera esto sabría que soy una nena y que no sería interesante conocerme)))]

El punto es que en el programa este del once, en la parte "Salud" (donde una mujer treintona se pone a platicar con "especialistas" sobre temas que preocupan a la banda clasemediera (antes no era así, hay que recordarlo)), hoy salieron unos tipos de medicina ayurveda. Decían que la medicina ayurveda está basada en un conocimiento muy antiguo que había sido olvidado por muchos y subestimado por el resto, pero que un carnal de nombre extraño que, según ellos, es el "más eminente maestro de la Ciencia Védica", lo había rescatado para que la banda de occidente pudiera gozar de él (del conocimiento, no del maestro). Dijeron que ellos creen que el espíritu y el cuerpo están conectados, que el último es continuación del primero (seguramente con otros términos, pero eso es como la idea central). Ellos sostienen que el gran problema de la banda actualmente es que no sabemos escuchar a nuestro cuerpo, que él siempre nos está mandando señales de lo que necesitamos corregir para estar mejor (fundamentalmente en lo concerniente a la alimentación), pero que nosotros nomás no escuchamos. Ofrecieron que si hacíamos caso a su sabiduría y nos animábamos a ir a consulta con ellos, podríamos arreglar todos nuestros problemas (¡como el terapeuta de la serie de anoche!).

Según yo, el Once aún intenta mantener su tan famosa pluralidad, por eso, además de invitar a sus invitados (válgase la redundancia), se preocupan por investigar sobre el mismo tema que los invitados tratarán, con otras personas. Pasaron a una mujer que era estudiosa en un instituto de medicina alternativa (no recuerdo cuál) que nos mostraba cómo se realizaba un masaje ayurveda. Se veía bien el masaje (con aceitito, por toda la espalda, estimulando las regiones donde están los chacras; al final te dejaban caer unas gotas de aceite en la frente por un buen rato, con la intención de que eso ayudara a inducirte en algún estado de conciencia placentero), dijo que era el precursor de una técnica moderna para drenar el sistema linfático.

Luego regresaron con los invitados. Es costumbre en ese programa que se lean los mensajes que dejan los espectadores cuando llaman por teléfono. La primera fue fácil: "¿La migraña puede ser atendida con medicina ayurveda?" "¡Claro! Lo fundamental es escuchar a tu cuerpo. Muchas veces la gente cambia su alimentación y experimenta, literalmente, un cambio de vida. Los dolores de cabeza disminuyen en frecuencia e intensidad". Luego siguieron platicando invitados y conductora. La invitada (eran una mujer y un hombre) aprovechó para hacer promoción a su libro, diciendo que en él se contenían muchas de las enseñanzas ayurvedas. Desgraciadamente "tenemos que ir a un corte. Regresamos aquí, a tu programa Salud".

Siguió el programa. Otra pregunta: "Hace 8 meses tuve un aborto. Desde entonces he estado subiendo mucho de peso. Quisiera saber si la medicina ayurveda me puede ayudar" [jejeje, la cara de todos expresaba un poco de incomodidad]. "Recordemos que para padecimientos más complicados es necesario que te hagamos un diagnóstico. Es muy difícil dar un consejo por televisión, tendrías que venir a nuestras clínicas". La morra volvió a hablar, la invitada, y de nuevo volvió a presumir su libro. La conductora intentó detenerla, interrumpiéndola, pero se alcanzó a escuchar a la invitada decir "... y tenemos ¡dos! libros gratis". Pusieron en pantalla los teléfonos del estudio y la conductora dijo, con marcado enojo en su rostro: "si tiene alguna duda con los "eventos" que los invitados acaban de mencionar, puede llamar al estudio y les darán todos sus datos [de los invitados]". Jajaja.

Bueno, ya me voy. Sé que no resultó interesante ni divertido el relato, pero a mí me lo había parecido. Mis letras no pueden captar lo sucedido por completo. Aunque seguramente, aunque lo pudieran hacer, el relato hubiera sido igual de chafa. Chale.

4 comentarios:

amnesiac dijo...

no se si estabas pacheco cuando lo escribiste... o cuando viste el programa...

Anónimo dijo...

No mames, hibas bien en la mayoría de tus entradas... pero aquí si te la jalaste.
Aunque estaría mejor, si relataras cuestiones pasajeras de la vida, que a cualquier persona de nuestra clase "mediocre", nos entreteniera y así flexionaramos ó simplemente nos diera un ataque de risa de la tonta manera de llevar nuestra vida con un toque de diversión.

Anónimo dijo...

..chinguen a su madre..
..a mi si me gustó banda
..siempre se agradece la sinceridad..pa q tanta pinche pretención..si tienes ganas de escribir mamadas..pues escribe mamadas..si tienes ganas de publicar la pendejada q acabas de ver..pss vas!! jajajajaja

..un gran abrazo bandita =)

Zavala dijo...

Yo digo que sí estabas pacheco, porque eso del cuádruple paréntesis te lo he escuchado hacer cuando hablas y como que se te va el pedo muy cabronamente...

Yo también he visto esos programas de señoras del once jaja (lo dije o lo pensé?), y pues sí, me siento como en la sala de una señora locochona presumiéndole a sus amigas que sabe mucho de psicología o de filosofía oriental... mamadas.

Ya si andas pacheco, mejor ponte a ver "Se vale"; es como si invitaras a mucho freak a una peda, les pones botargas y bailan el trenecito y el muñeco y noséqué. Te cagas de risa!

Bueno, saludos!